Los Reyes Católicos: Isabel y Fernando.

Es muy probable que los Reyes Católicos sean los monarcas más conocidos de España por los hispanohablantes e, incluso, por todo el mundo.

¿Quiénes eran los Reyes Católicos? El Rey, Fernando II de Aragón; la Reina, Isabel I de Castilla. Fueron Reyes de Castilla y Aragón durante la segunda mitad del S.XV y comienzos del S.XVI. Son conocidos por haber unificado el territorio español y numerosas victorias militares.

Pero ¿cuáles son sus orígenes?

Para averiguarlo, tenemos que remontarnos muy atrás en el tiempo. En el 711 los musulmanes conquistan por completo la Península Ibérica, a excepción de un pequeño reino en el norte, Asturias.

Este gran reino musulmán, conocido por Al-Ándalus, comienza a dividirse debido a las diferencias que existen entre los mismos musulmanes.

Es gracias a eso, que los cristianos comienzas a recuperar terreno y ya, alrededor del S.X, España se divide en:

Cuatro Reinos Musulmanes en el Sur:

  • Cádiz
  • Sevilla
  • Córdoba
  • Granada

Cuatro Reinos Cristianos en el Norte:

  • Castilla
  • Navarra
  • Aragón
  • León

 

A lo largo de los siglos, se producen enfrentamientos entre musulmanes y cristianos; e incluso, entre los mismo cristianos. Ya que todos quieren dominar todo el territorio peninsular. El problema recaía en la cadena montañosa Despeñaperros, que dividía físicamente el territorio sur, donde actualmente se encuentra Andalucía, por lo que los musulmanes resistían con fuerza al ataque de los cristianos.

En 1248, el rey Fernando III de Castilla, ancestro de Isabel I de Castilla, más conocida por Isabel la Católica, decide realizar su ataque militar por mar, siendo imposible realizarlo por tierra.

Al igual que el fenicio Melkart hizo en el 2500 AC, Fernando III de Castilla, utiliza el Río Guadalquivir para, finalmente, conquistar a los musulmanes de Cádiz, Sevilla y Córdoba.

¿Qué sucede con Granada? Ésta se encuentra rodeada por Sierra Nevada, en el valle de un río y sobre una colina. Así que a Fernando III le resultó imposible conquistarla con el escaso apoyo militar con el que contaba. Así que se conformó con los otros tres territorios conquistados.

Gracias a esta conquista, el Reino de Castilla, se convirtió en uno de los más poderosos.

 

Aún así, los conflictos se seguían sucediendo entre los reinos cristianos. Esto nos lleva ya a 1451, que es cuando nace uno de nuestros protagonistas: Isabel I de Castilla, hija de Juan II de Castilla.

Con apenas 3 años, ya estaba comprometida con Fernando II de Aragón, nacido en 1452, e hijo de Juan II de Aragón. Este matrimonio conseguiría por fin unir a los dos reinos más poderosos y, por lo tanto, unir a los cristianos.

Sin embargo, tras la muerte de su padre, su hermano por parte de padre, Enrique IV, tenía otras ambiciones políticas. Isabel llegó a estar comprometida con:

  • Fernando II de Aragón (futuro esposo)
  • Carlos de Trastámara y Évreux, príncipe de Viena
  • Alfonso V de Portugal, 20 años mayor que ella (rechazado por Isabel)
  • Pedro Girón, Maestre de Calatrava (muere antes de encontrarse con su prometida)
  • Alfonso V de Portugal (segundo compromiso, Isabel se negó ya que la apartaría del poder)
  • Carlos de Valois, Duque de Berry, hermano de Luis XI de Francia (Isabel volvió a negarse)

Tras todas estas idas y venidas, Isabel y Juan II de Aragón, negociaron el secreto el matrimonio de ésta con Fernando II de Aragón. Por fin, el matrimonio se llevó a cabo en 1469, tras necesitar la dispensa del papa, debido a que ambos eran primos.

El matrimonio trajo más de un quebradero de cabeza a la joven pareja, provocando La Guerra de Sucesión Castellana.

La Guerra de Sucesión Castellana fue el conflicto bélico que se produjo entre 1475 y 1479 en la que se disputaron la sucesión de la Corona de Castilla la hija del fallecido rey Enrique IV de Castilla, llamada Juana la Beltraneja o Juana de Trastámara y la hermanastra del monarca, Isabel.

Ésta se convirtió en conflicto internacional ya que Isabel estaba casada con Fernando, heredero de la Corona de Aragón, mientras que Juana se había casado con el rey Alfonso V de Portugal. Por su parte Francia también intervino en el enfrentamiento, apoyando a Portugal para evitar que Aragón, su rival en Italia, se uniera a Castilla.

La guerra concluyó en 1479 con la firma del Tratado de Alcáçovas, por la que Isabel y Fernando fueron reconocidos como reyes de Castilla, perdiendo Juana todo derecho al trono y Portugal obtenía la hegemonía en el Atlántico, con la excepción de las islas Canarias.

Se puede pensar que así llegó finalmente la paz, pero no era así. Los portugueses tenían dominada la ruta hacia las Indias a través de África, la única vía que se conocía hasta la época. Por ello, los Reyes Católicos, sufrían los impuestos y ataques de los portugueses a sus barcos cada vez que mandaban expediciones a las Indias.

Es en este momento, en el que Cristóbal Colón jugó un papel fundamental para encumbrar finalmente a los Reyes Isabel y Fernando.

Cristóbal Colón pensaba que podría encontrar una nueva ruta a través del Atlántico. Como éste estaba controlado por los portugueses, él les ofrece su idea. Sin embargo, Cristóbal fue rechazado al instante. Por ello, decidió proponerles su proyecto a los reyes de Castilla y Aragón en 1486.

También fue rechazado por Fernando, el rey católico, confundido por la extraña idea del navegante. Sin embargo, Isabel, siendo consciente de su situación, se plantea la idea desde otra perspectiva.

El problema era que los monarcas tenían varios asuntos entre manos:

  • Conquista de las Islas Canarias
  • Conquista de Navarra
  • Conquista Granada

Cuando en 1492, consiguen conquistar el último territorio musulmán, Cristóbal se vuelve a presentar ante los reyes, siendo conscientes de que, probablemente, lo Reyes Católicos estarían llenos de júbilo y más abiertos a su idea.

 

Rendición de Granada, por Francisco Pradilla y Ortiz.

No fue el caso del Rey Fernando, pero, Isabel, consciente de la necesidad de otra vía hacia las Indias, según cuentan ciertos historiadores, decide financiar su expedición vendiendo sus propias joyas, pertenecientes al Reino de Castilla antes de su matrimonio con Fernando.

Lo que no sabía Isabel, es que este navegante con ideas disparatadas, no les encontraría una nueva ruta a las Indias, sino algo aún mejor: el Descubrimiento de América de 1492.

Gracias a ello, el territorio español se extendió notablemente, convirtió a España en el centro del mundo y, a los Reyes Católicos, en los monarcas, sino los más queridos los más respetados en la historia de la familia real española.

El reinado de los Reyes Católicos trajo con ellos la etapa dorada de España. Pero, a su vez, el inicio de una de las épocas más oscuras: La Santa Inquisición (1478-1834).

De la Inquisición hablaremos en otra ocasión. Así que, si estáis interesados en saber más, ¡estad atentos a nuestro blog!

Añadir nuevo comentario

Plain text

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.
CAPTCHA
Esta pregunta es para probar si eres o no un visitante humano.