La Conspiración de los Montpensier

Antes de adentrarnos en las profundidades de la conjura de esta familia, antes tenemos que saber: ¿Quiénes son Los Montpensier?

Bien, este nombre proviene de un título nobiliario procedente de una región francesa, la pequeña población Montpensier. Este título ha pertenecido a distintas familias nobles como: la casa de Thiern, casa Beaujeau o casa Drieux. Desde 1626, este título ha pertenecido a la Casa de Orleans.

 

Esta es de la casa que hablaremos y la que tiene relación con la conspiración que sus miembros tramaron en contra de la familia real española.

Vayamos a 1830, cuando a Luis Felipe III de Orleans del Ducado Montpensier lo coronan como rey Felipe I de Francia, el último que llegaría a reinar en el país francófono. Sistemáticamente, sus hijos pasan a ser príncipes y herederos legítimos. De ellos destacaremos a Antonio María de Orleans, su hijo menor.

Luis Felipe I, a pesar de ser querido por el pueblo, tiene que enfrentarse a una situación muy complicada en Francia por las revueltas populares: la Revolución de 1830 y la Revolución de 1848. Así que finalmente es derrocado en 1848.

Esto provoca un horror en el menor de sus hijos, el cual albergaba grandes ambiciones. Antonio de Orleans solo pudo heredar el título de Duque de Montpensier y esto le causaba una gran infelicidad. Por ello, decidió que no importaba como, él merecía más.

 

Para empezar, antes de que su padre abandonase el trono, Antonio de Orleans se casó con la Infanta Luisa Fernanda, hija del Rey de España Fernando VII. Con ella tuvo diez hijos. En 1848 se instalan en España huyendo de la Revolución Francesa.

En 1868, durante la Revolución Española comienza a conspirar con Juan Prim en contra de su propia cuñada, la Reina Isabel II. Finalmente, él mismo ordenaría el asesinato de Juan Prim.

Entre 1869 y 1870, Enrique de Borbón Duque de Sevilla y primo de Isabel II, publicó panfletos en contra de su primo Antonio de Orleans, así que éste le reto en un duelo. Finalmente, Antonio acabó con la vida de Enrique.

Al pertenecer a la familia real y siendo Antonio de Orleans capitán militar, se formó un consejo de guerra y Antonio de Orleans fue sentenciado a un mes en prisión por “muerte accidental”.

En 1870 se somete a votación el sucesor al trono, siendo él uno de los posibles. Pero los resultados nombran ganador a Amadeo de Saboya, que reinaría hasta 1873 como Amadeo I. Con muestras de estar poco complacido y mostrando una actitud contraria a la decisión, por lo que tuvo que ser desterrado.

Más tarde regresaría a España, un año después de la coronación de Alfonso XII, hijo de su cuñada Isabel II y esposo de su hija María de las Mercedes.

 

Sus intenciones de ser rey fueron frustradas, pero, en su interior, sintió que obtuvo una victoria al conseguir que su hija se convirtiera en Reina Consorte de España.

Antonio de Orleans fallecería en 1890 a los 65 años, siete años antes que su esposa, pero después de haber enterrado a la mayoría de sus hijos.

 

 

 

Si quieres saber más sobre Sevilla y su historia no dejes pasar la oportunidad de venir a alguna de nuestras rutas. Si tienes alguna pregunta o quieres hacer una reserva escríbenos a info@sevilla4real.com. Recuerda que hacemos rutas privadas para ti y tus amigos o familia.

Añadir nuevo comentario

Plain text

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.
CAPTCHA
Esta pregunta es para probar si eres o no un visitante humano.